martes, 15 de marzo de 2011

CORAZÓN DE SACHER


                           Esta es la tarta que hice para SAN VALENTÍN.





 INGREDIENTES :

 PARA EL BIZCOCHO :
-160 gramos cobertura negra
-120 gramos harina normal
-150 gramos azúcar
-100 gramos mantequilla
-4 huevos
-10 gramos de levadura Royal

PARA EL RELLENO :
-200 gramos mermelada albaricoque

PARA EL ALMÍBAR :
-100 gramos azúcar
-1 vaso agua
-1 vasito ron

PARA LA COBERTURA :
-150 gramos chocolate fondant
-150 mililitros nata para montar
-75 gramos mantequilla

Elaboración:

PARA EL BIZCOCHO:
Primero derretir la cobertura y la mantequilla  y lo dejamos templar.
En un bol batimos las yemas con la mitad del azúcar y una vez templada la mezcla anterior se la añadimos. A continuación batimos muy bien para obtener una mezcla muy homogenea.
Tamizamos la harina y la levadura, para después juntarlo con la mezcla anterior, batiendo energicamente con unas varillas.
Por otro lado montamos las claras a punto de nieve y casi al final añadimos el azúcar restante. Con mucho cuidado (solo envolviendo) añadimos la mezcla anterior.
Engrasamos y enharinamos un molde de bizcocho y vertemos la mezcla.
Metemos al horno precalentado a 180º durante cerca de 25 minutos para pasar a 160º otros 25 minutos. Verificaremos el punto de cocción con un pincho o cuchillo fino (debe salir seco) y sacamos del horno. Debemos asegurarnos que no se quema la parte superior. Si para ello fuera necesario, cubriremos con papel de aluminio y seguiremos la cocción en el horno.
Desmoldaremos en frío y dividiremos en dos capas (o tres dependiendo del radio del molde del bizcocho).

PARA EL ALMÍBAR:
Calentaremos durante 5 minutos el agua con el azúcar y el ron.
Emborracharemos las capas con buen cuidado de no perder la orientación de cada una, para guardar la forma original del bizcocho.
La mermelada la pasaremos por la batidora y una vez mas fina, la extenderemos en las capas del bizcocho. Mucho cuidado al superponer las capas.

PARA LA COBERTURA:
Calentamos la nata hasta ebullición, sacamos del fuego y añadimos la cobertura en trozos pequeños y la mantequilla al final, mezclando bien con cuchara de madera
Para bañar la tarta, es conveniente usar un plato en la parte inferior y encima de él una rejilla. Situamos la tarta encima y bañamos. El sobrante del plato lo recogemos y repetimos la operación hasta tener la tarta perfectamente cubierta.
Es imprescindible ponerlo en el frigorífico para que se endurezca.


Mi truco para que las tartas o pasteles queden bien lisos por arriba es poner el bizcocho del revés, es decir cuando lo saquemos del horno la parte de arriba que es la que sube y queda un poco mas abombada la ponemos abajo y la de abajo que queda bien lisa arriba, como estan bañados con chocolate o nata no se notará y quedará perfecto !!!